¡Pastillas perfumadas DIY para perfumar y refrescar tu baño!

¿Ha notado que su cuarto de baño empieza a oler desagradablemente últimamente? Pues la solución radical para dar un soplo de aire fresco a esta estancia es preparar pastillas perfumadas.

Estas pastillas «hágalo usted mismo» son extraordinariamente eficaces para mantener su cuarto de baño con un olor fresco y agradable. Ecológicas y asequibles, estas pastillas son la solución ideal para evitar los ambientadores químicos.

Lo que necesita para hacer las pastillas

  • 160 gramos de bicarbonato sódico
  • 60 ml de zumo de limón fresco
  • 17 gotas del aceite esencial de su elección
  • Media cucharada de vinagre blanco
  • Una cucharada de peróxido de hidrógeno al 3

¿Cómo funciona?

Coge un recipiente y mezcla el bicarbonato de sodio con el zumo de limón.

En otro recipiente, mezcla el peróxido de hidrógeno y el vinagre blanco hasta obtener una mezcla homogénea.

Ahora mezcla los dos preparados hasta obtener una pasta sólida y homogénea.

Con una cuchara, haz pequeñas bolas con esta pasta.

Coloca las bolitas sobre papel de horno y déjalas secar al aire durante 4 horas.
Cuando estén completamente secas, colócalas en un tarro hermético para conservarlas el mayor tiempo posible.

¿Cómo puedes utilizar las pastillas en tu cuarto de baño?

Cuando notes que tu baño empieza a oler mal debido a los desagradables olores del inodoro, puedes hacerlos desaparecer utilizando tus pastillas aromáticas caseras.

Coge una de tus pastillas naturales y colócala en la cisterna del inodoro.

Cada vez que tires de la cadena, el inodoro desprenderá un aroma fresco que se extenderá por todo el cuarto de baño.

Aunque la elaboración de estas pastillas lleva un poco de tiempo, los resultados merecen la pena, ya que tus pastillas durarán mucho tiempo.